Molina Domínguez, E. Importancia del control precoz de la hemostasia en el traumatizado grave. REMI. 2019; 2323.

 

F, et al. Bolus Dose Epinephrine Improves Blood Pressure but is Associated with Increased Mortality in Critical Care Transport. Prehospital Emergency Care . 2019; 23(6)

F, et al. Effects of Spinal Immobilization and Spinal Motion Restriction on Head-Neck Kinematics during Ambulance Transport. Prehospital Emergency Care . 2019; 23(6)

CE, et al. Evaluation of a Selective Prehospital Pediatric Spinal Protection Protocol.Prehospital Emergency Care . 2019; 23(6)

 

Montero Vizcaíno Y, et al. Conocimiento sobre las complicaciones asociadas a la ejecución de técnicas invasivas en neonatos. Revista Cubana de Medicina Intensiva y Emergencias. 2019;18(3)

 

López Lazo D. La reanimación cardiopulmonar y cerebral en gestantes. Rev Cubana AnestesiologíA Y Reanimación. 2019;18(3)

Vasallo Comendeiro V, et al. Retos durante la realización de cesáreas perimorten. Rev Cubana AnestesiologíA Y Reanimación. 2019; 18(3).

Colmenares Sancho F. et al. Evaluación del sulfato de magnesio en el tratamiento del broncoespasmo. Rev Cubana AnestesiologíA Y Reanimación. 2019;18(3).

aha-logoRecientes actualización del 2018 de las Guías de la American Heart Association para centradas en el uso de agentes antiarrítmicos para el tratamiento del paro cardiaco por fibrilación ventricular (FV) o taquicardia ventricular (TV) sin pulso durante el soporte vital avanzado(SVA). Tanto para adultos como para pacientes pediátricos.

Leer más

tabla y collarLes dejamos un documento de consenso sobre el uso de Collar Cervical y Tabla Espinal en Trauma prehospitalario. Este tema hoy abre una polémica con fundamentos de la medicina basada en la evidencia.

¿Todos los paciente víctimas de accidentes deben ser inmovilizados con Collar Cervical y Tabla Espinal? ¿Cuán frecuente es la lesión cervical? ¿El abstenerse a su uso mejora el confort durante el traslado?

Disponible en: EMS spinal precautions and the use of the long backboard. Prehospital Emergency Care 2013;17:392–393