Cirugía por fractura de cadera: Preparativos

Después de una fractura de cadera, lo más probable es que lo trasladen a la sala de emergencia. Allí le medirán la presión arterial y la frecuencia respiratoria, y le darán medicamentos para aliviar el dolor. Si usted está solo, una enfermera intentará comunicarse con sus familiares o algún amigo para que vengan a acompañarlo.

¿Qué sucede después?

Lo operarán una vez que esté preparado el equipo quirúrgico, lo cual suele tardar menos de 48 horas; mientras tanto, las enfermeras tratarán de mantenerlo cómodo. También le harán pruebas para garantizar que usted está listo para la operación. Es posible que sus familiares o amigos puedan visitarlo durante esta etapa.

Su equipo de atención médica

Recuperarse de una fractura de cadera no es algo que usted hará solo; contará con la asistencia de un equipo de proveedores de atención médica.

  • Los cirujanos ortopédicos reparan la cadera y dirigen su tratamiento.
  • Las enfermeras proporcionan los cuidados diarios y ayudan a controlar el dolor.
  • Los fisioterapeutas (PT por sus iniciales en inglés) le enseñan a hacer ejercicios para fortalecerse y acelerar su recuperación. También le enseñan cómo movilizarse sin peligro mientras se recupera.
  • Los terapeutas ocupacionales (OT por sus iniciales en inglés) le enseñan a realizar sus actividades cotidianas, lo cual lo preparará para regresar a su casa.
  • Los asesores individuales o trabajadores sociales ayudan a preparar el papeleo relacionado con el seguro y el alta del hospital.

Riesgos y complicaciones de la cirugía por fractura de cadera

Cualquier cirugía conlleva riesgos. Algunos de los riesgos y complicaciones posibles de esta operación son:

  • Infección
  • Luxación de la articulación
  • Coágulos de sangre
  • Falta de unión de la fractura
  • Reacción a la anestesia
  • Neumonía
  • Daño a los vasos sanguíneos, huesos o nervios cercanos