Biografía de Iván Portuondo Echevarría

Fecha de Nacimiento: 26 de Junio de 1937

Fecha de Fallecimiento: 25 de mayo de 1965

Nació en Santiago de Cuba en el seno de una familia humilde por lo cual tuvo que trabajar desde temprana edad para ayudar a su familia asistiendo siempre a la escuela con su afán de estudiar.

De 1950 a 1956 trabajó como jardinero en Reparto “Vista Alegre”, también como parqueador de autos, con lo que costeaba sus estudios, llegando a 2do año de Bachillerato; los desmanes, asesinatos y corrupción administrativa del batistato, no le fueron ajenos y participó en huelgas y movimientos estudiantiles, hasta el 30 de noviembre de 1956 en que comenzó con actividades clandestinas y tareas de propagandas de mayor importancia.

En el agosto de 1958 se alzó por la zona de la Gran Reza participando en el combate de Caney, después pasó al tercer frente bajo las órdenes del Comandante Juan Almeida integrando la columna NO. 10 y participó en los combates de la microondas Puerto de Maya, Marimón y otros hasta el triunfo de Revolución.

En enero de 1959 viajó a la Habana y trabajó en el DIER, aunque por pocos días, pues recibió un llamado a formar parte de los nuevos cadetes del Ejército Rebelde para pasar un curso de aviación dirigido por el traidor Díaz Lanz y sus hermanos y también aquí encontramos a Iván Portuondo, realizando preparativos para capturarlos un mes antes de que este se fugara. En Julio- Agosto de 1959 cuando Almeida crea o funda la Jefatura de la FAR los cadetes comienzan a volar y ya en 1959 (octubre) Portuondo volaba una avioneta F.A. 22 y luego a F.A. 18 y el Estilmar.

En mayo de 1960 formó parte de los batallones del Ejército Rebelde que trabajaban en la construcción y más tarde es incorporado nuevamente a sus estudios de pilotaje.

Ese mismo año viajó a la Argentina en un avión con otros compañeros para representar a la FAR en el 150 Aniversario de la Independencia en ese país hermano estrechando los lazos de amistad con los comités de ayuda a la revolución cubana, hablando en actos obrero y estudiantiles elevando el pensamiento revolucionario a esas capas de la revolución, allí se repartieron miles de ejemplares de libro “Guerra de Guerrilla” del CHE y los ¨Fundamentos de Socialismo de Cuba¨, “Blas Roca” y otros.

Con ellos regresó a Cuba Jorge Enrique Massett, el cual muere en las montañas Argentinas en 1967.

Participó como miembro en el Congreso Latinoamericano de Juventudes. Al regresar se encuentra que la escuela de cadete estaba cerrada por dificultades con algunos instructores con ideas anticomunista y así tienen que pasar al igual que todos sus compañeros de cadete de la escuela de aviación y trabajar como simples obreros y constructores dentro de la organización militar de la FAR y dormían en las abandonas barracas de la antigua base naval del Mariel. Allí estuvo hasta finales de 1960 en que comenzó a volar el ATC y el TB en San Antonio de los Baños para después volar los T33 y Sea Fury cuando se produce el ataque a Playa Girón en 1961 en Santiago de Cuba y participó en su movilización.

En junio de 1961 Iván estaba volando un MIG 15 con instructores soviéticos y participa en el desfile aéreo del 1ro de Enero de 1962.

Ocupó cargo de piloto mayor (Líder del tercer escuadrón Martín Rtien) , el cual es trasladado hacia Camagüey y volando en esa región pierde la orientación de la nave a consecuencia de un mal tiempo y sale ileso de una aterrizaje forzoso en un terraplén al norte de esta provincia.

Durante la crisis de octubre de 1962 participó en la defensa de nuestro espacio aéreo y después fue trasladado para Holguín donde fundó la nueva Base Aérea de esa provincia Oriental.

En 1963 es seleccionado para formar el primer escuadrón de MIG – 21 y regresó de nuevo a San Antonio de los Baños y al poco tiempo en Mayo es nombrado Jefe de Preparación Combativa de la Base.

El 25 de mayo de 1965 cumpliendo un vuelo de combate con el comandante Lino Cabreras su aeronave pierde altura y creyendo que podía llegar a la pista se catapultea tarde y queda dentro de la explosión de su propia nave pereciendo instantáneamente:

Al morir dejó una pequeña hija, su esposa Mirna era enfermera.Por su modestia, ejemplo personal y su intransigencia revolucionaria Iván Portuondo forma parte de la heroica generación de jóvenes que tempranamente abrazaron la causa de la revolución defendiéndola sin vacilación entregando por ella su valiosa vida.

Comments are closed.